Nacimiento de la depresion

El hecho de estar leyendo esto es señal de que se interesa en el tema. Muchas personas imaginan que si se hubieran esforzado mas habrian podido obtener el amor, la aceptacion o la aprobacion de sus hijos. Entonces, cuando las cosas van mal en una familia, como suele suceder de vez en cuando, tanto padres como hijos descubren que no son perfectos y que pueden gritarselo mutuamente, de modo que todos acaban siendo infelices.

Cuando las necesidades que tenemos las personas no se satisfacen, se incrementan las respuestas de tension. Muchas de estas tensiones son provocadas por los padres y adultos significativos para un niño.

Nosotros los padres creemos que uno de nuestros deberes es enseñar a nuestros hijos a obedecer. Este adistramiento puede ser brutal y destruir el sentido del yo en el niño. Puede ser amoroso e incrementar el sentido de estimacion propia del niño/a.  Co demasiada frecuencia interpretan su deber como la necesidad de criar hijos e hijas obedientes y sumisos; en otras palabras, niños “buenos” que no replicaran, no pensaran con independencia ni se rebelaran contra sus mandatos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: